Pasar al contenido principal
Instituto Nacional de Antropología y Pensamiento Latinoamericano

PROGRAMA QHAPAQ ÑAN

LA RIOJA

En noviembre de 2022 se realizó la segunda misión arqueológica a la cima del Cerro General Belgrano (6109 msnm), una de las cumbres del cordón del Famatina (Provincia de La Rioja), con el objetivo de prospectar y registrar evidencias viales y estructuras ceremoniales de alta montaña asociadas al Qhapaq Ñan, Sistema Vial Andino, itinerario cultural declarado Patrimonio Mundial.

La misión científica, organizada por la Subsecretaría de Patrimonio de la provincia con la colaboración de la Municipalidad de Famatina, realizó el registro y relevó el estado de conservación de los vestigios arqueológicos, logrando completar la línea de base de este patrimonio caminero prehispánico que se dirige hacia uno de los adoratorios que los incas construyeron hace unos 500 años aproximadamente. “Estas tareas eran una asignatura pendiente en la agenda de nuestras tareas debido a las dificultades logísticas que implica el trabajo de los arqueólogos a cotas altitudinales extremas”, afirmaron desde la Secretaría Técnica de Qhapaq Ñan. 

Los trabajos arqueológicos estuvieron coordinados por el Dr. Sergio Martin en el marco del Proyecto INAPL “Evolución Histórica y Dinámica Sociocultural de los Caminos Incaicos en la Sierra De Famatina (La Rioja Argentina)”. 

De esta segunda expedición participaron funcionarios de la Subsecretaria Patrimonio, tres arqueólogos (además de Sergio Martin, Christian Vitry y Bernardo Cornejo Maltz), un antropólogo (Diego Sberna), un arquitecto especialista en conservación (Mario Lazarovich), un Lic. en Artes y especialista en dibujo científico (Gastón Vitry), una historiadora (Stephanie Gadat) y distintos profesionales de registro audiovisual, guías de alta montaña de las comunidades de Famatina y Chilecito e integrantes de la Unidad de Gestión Local del Qhapaq Ñan del Departamento Famatina. 

Los resultados serán comunicados oportunamente, no obstante, los profesionales dejaron saber que se detectaron nuevos sitios durante el trayecto del ascenso a las áreas de altura; se relevaron las estructuras ubicadas en la cumbre y se reconocieron caminos formalmente construidos hasta los 6000 metros de altitud.